Dolor de espalda y cuello: tratamiento y prevención

De las vértebras cervicales a las vértebras lumbares del coxis: la columna vertebral posibilita la estabilidad de la espalda y a la vez su flexibilidad. Por eso, para evitar el dolor de cuello y espalda, lo más importante es fortalecer suficientemente la zona. ¿Pero qué puede hacer si tiene dolor agudo de espalda y cuello? ¿Qué posibilidades de tratamiento existen para aliviar el dolor?

Mujer sobre un balón medicinal: El deporte es un remedio para el dolor de espalda

¿Qué ayuda a aliviar el dolor de espalda? Visión general

En primer lugar, el tratamiento del dolor de espalda y cuello depende de las causas.

Toda persona que sufra dolor de espalda durante más de cuatro días debe, en cualquier caso, consultar con un médico para que haga el diagnóstico correcto y comience el tratamiento apropiado.

Para liberar la tensión muscular, el médico también puede prescribir masajes de relajación. Debe informar de antemano al masajista con todo detalle de sus síntomas, y asegúrese de que está especializado.

El tratamiento con calor para la atención del dolor de espalda y cuello.

Además de tratamientos específicos, existen también medidas de carácter general que puede aplicar para aliviar el dolor. Dado que la tensión muscular muchas veces se debe al dolor de espalda y cuello, los tratamientos con calor pueden ayudar a liberar los músculos contraídos y a aliviar el dolor concomitante.

No siempre ha de ser una bolsa de agua caliente o una almohadilla con relleno de huesos de cereza. También puede intentar los siguientes métodos que le ayudarán a sentir menos dolor:

  • Envuelva la zona afectada con una bufanda de lana o un pañuelo.
  • Una ducha caliente o un baño completo no solo relajan los músculos.
  • Irradie la zona dolorosa con una lámpara infrarroja; de diez a veinte minutos suelen ser suficientes.

Evite adoptar una postura incorrecta

Quien sufre dolor de cuello o espalda tiende a adoptar una postura incorrecta para evitar el dolor. No obstante, esto intensifica las tensiones y provoca aún más dolor. Por eso, ¡muévase! Así conseguirá reforzar la musculatura y liberar las tensiones musculares.

Analgésicos para el dolor de espalda

Aspirina® 500 mg comprimidos es un medicamento que alivia el dolor de cabeza, los dolores musculares y de espalda.

Aspirina® es un analgésico que se utiliza para aliviar distintos tipos de dolores leves o moderados de cabeza. Se trata de un medicamento efectivo contra los distintos tipos de dolores de cabeza, los dolores musculares o el dolor de espalda, que interfieren ocasionalmente en la vida cotidiana.

Cuando otros métodos fallan, las personas afectadas preguntan con frecuencia qué ayuda contra el dolor de espalda. En caso de dolor de espalda agudo pueden emplearse también tratamientos con analgésicos, eficaces, a base de ácido acetilsalicílico, como por ejemplo Aspirina® Comprimidos. Sin embargo, los medicamentos solo deben usarse a corto plazo: la solución permanente debe ser combatir la causa que está provocando el dolor en la espalda o cuello.

Prevenir el dolor de cuello y espalda

Para no dar ninguna oportunidad a que aparezca tensión en los músculos del cuello y la espalda que termine convirtiéndose en dolor puede tomar algunas medidas preventivas. Evite las posturas incorrectas en el lugar de trabajo. Quienes pasan mucho tiempo sentados deben estirar las piernas con regularidad: también es bueno para la espalda. Contemple también instalar mobiliario ergonómico en el trabajo; por ejemplo, ajuste la altura de la mesa y la silla a su cuerpo.

El calor, los masajes y los medicamentos de autocuidado son útiles principalmente para el dolor agudo de espalda y cuello. Para combatir la causa —músculos tensos— debe considerar acudir a un centro de ejercicios para la espalda o de gimnasia para la espalda. Podrá fortalecer la musculatura de la espalda mediante ejercicios especiales. Es importante practicar los ejercicios en casa con regularidad.

Asimismo, puede fortalecer la espalda practicando deporte regular y ejercicios de fortalecimiento. De este modo obtendrá la estabilidad y flexibilidad necesaria para la espalda, pero no se olvide de fortalecer también el abdomen, ya que también participa en la estabilidad de la columna vertebral.